Main menu

Blog

Organizar lavandería en casa

Espacio para la colada

Antes era necesario crear un lugar concreto para integrar la lavandería en nuestro hogar,  pero actualmente hay muchas otras opciones que consiguen integrar todo, ahorrando espacio y tiempo para realizarla. En casa, se ha ido avanzando el factor de aprovechar espacios en prácticamente todas las áreas,

Leer más: Organizar lavandería en casa

Características del horno eléctrico

La nueva generación de hornos asa, gratina, levanta masas, cocina varios platos a la vez, no emite humos, se limpian solos...y hasta dispone de recetas. 

Si quiere evitar quemaduras, elija un horno con sistema de Puerta Fría, que permite mantener la temperatura exterior de la puerta en niveles por debajo de la norma europea de electrodomésticos. También tiene la opción de comprar un horno con protección térmica para la puerta, Isofront Plus, que consiste en tres cristales que impiden que la temperatura supere los 50ºC. Para reducir las temperaturas que se generan en la maneta (tirador) y el frontal del horno, hay que evitar las condensaciones por salida de vapores y refrigerar los muebles en que va instalado el horno con la creación de un flujo de aire a su alrededor. Algunos hornos incorporan un sistema de ventilación dinámica con antivaho. También es posible disminuir los vapores del interior del horno y la emisión de vapores al exterior, evitando que se forme una película de grasa sobre los muebles de la cocina, si el aparato incorpora un filtro ActivCat, que actúa como catalizador de olores y filtro antigrasa.

Una tercera opción para evitar los vapores es adquirir un horno con cámara de mezclas MCS. Este sistema de refrigeración dinámica del horno permite reducir la temperatura de salida de los vapores de cocción y la generación de condensaciones en el interior de la cavidad antes de su extracción al exterior. Si en su casa hay niños, es muy recomendable que su horno disponga de un sistema de bloqueo que impida su puesta en marcha de forma accidental o sin la supervisión de un adulto.

Comida a punto con el mínimo esfuerzo

En un horno con Touch Control basta con tocar el cristal cerámico de la placa de cocina para activar las funciones que se muestran en un panel digital. Seleccionando una función podrá regular exactamente la intensidad del calor, el calentamiento rápido, desconexión de seguridad, etc. En caso de adquirir un horno con sistema EPS, sepa que va a poder seleccionar temperaturas entre 50ºC y 300ºC con un control electrónico preciso, y hasta 24 programas automáticos de cocción, y 10 funciones de calentamiento diferentes (hornear con vapor, horno de leña, etc.). Si lo que está buscando es lo más parecido a un asistente personal en la cocina, y puede permitírselo, decídase por un horno con sistema EPS Plus, que le guiará en la elección de los diferentes platos, proporcionándole información en todo momento, indica las condiciones óptimas de temperatura o la altura de la bandeja para conseguir los mejores resultados, todas las recomendaciones y toda la información se halla a la vista en un menú de textos que ofrece la posibilidad de realizar apuntes personalizados.

Las funciones especiales en hornos. Para los aficionados a los platos gratinados, algunos modelos incorporan mejoras muy novedosas, como el Turbo-grill, que produce un calor superior muy potente y un reparto de la temperatura de modo que no es necesario dar la vuelta al alimento durante la cocción. Si le interesa regular la intensidad del grill mediante el termostato, le conviene un horno con Vario-grill. Para un gratinado en mayores superficies que en el grill y una mayor potencia, lo obtendrá en un horno con MaxiGrill. Si además quiere lograr un asado uniforme al mismo tiempo que dora superficialmente, la solución la tiene en un MaxiGrill con turbina.

Para familias numerosas, o personas que gusten de cocinar la mayoría de los platos en el horno, la mejor elección es un aparato que incorpore un Turbo Plus o un Turbo-hornear. Con estas funciones, podrá cocinar varios platos al mismo tiempo, sin mezcla de olores ni sabores. En el horno de los golosos no puede faltar la función Turbo-solera, aconsejada para repostería y pizzas, o el Calor tradicional Eco, ideal para levantar masas de pan o repostería.

Buen funcionamiento del frigorífico

Las razones fundamentales que suelen estropear los electrodomésticos son tres: la falta de limpieza, la negligencia al limpiarlos o los bruscos cambios de voltaje en el sistema eléctrico.

Un frigorífico, dicen los expertos, tiene una vida útil de 15 años como media. Por ello es conveniente comprar un modelo que se adapte a las necesidades específicas de cada hogar. Para potenciar su durabilidad, al instalar la nevera hay que procurar hacerlo alejada de las fuentes de calor -sol, horno, calefacción,... y, si es posible, en una habitación seca y ventilada. Cada tres o cuatro meses es conveniente limpiar el serpentín y la pared posterior con un aspirador o cepillo, ya que el polvo y la suciedad acortan su vida. A la vez que se hace esta operación, también se recomienda que la parte trasera del frigorífico esté ventilada, imprescindible para su buen funcionamiento. Si se forma escarcha en el interior, no hay que dejar nunca que supere el medio centímetro de grosor. Hay que procurar no tener la nevera medio vacía, ya que el frío se pierde en el espacio libre, aunque tampoco es bueno llenarla en exceso, porque de esta forma se entorpece la circulación interior del aire. Las tres piezas básicas que pueden forzar su sustitución son el motor, el compresor y el evaporador.

Características de la cocina de gas

Placas por inducción, cocinas eléctricas, de gas o vitrocerámicas son las opciones más extendidas. Cada una de ellas presenta ventajas e inconvenientes que conviene sopesar antes de adquirirlas. En la elección deben primar, por encima de la estética, los hábitos de quien utilizará la placa (uso diario o más bien ocasional, pocos platos o grandes cantidades de comida...). También el presupuesto disponible inclinará la compra hacia una placa u otra, sin olvidar un aspecto que cada vez se valora más: su facilidad de limpieza y el espacio que ocupan.

Cocinas de gas Convencionales. Se trata de una placa de acero inoxidable con quemadores de llama, aunque también pueden tener tres quemadores de llama y uno eléctrico. Cada fogón se diferencia en la potencia de la llama y los modelos más completos disponen de un dispositivo de autoencendido y un sistema de seguridad que corta el flujo de gas si la llama se apaga. También las hay de dos quemadores, e incluso de un quemador a gas y otro eléctrico, interesantes para cocinas pequeñas o segundas viviendas. Ventajas: la más económica de todas, tanto por el precio de la placa como por el del gas o butano. Cualquier batería de cocina sirve (acero inoxidable, barro, especiales para vitrocerámicas, etc). Desventajas: en las de butano hay que cambiar la bombona cada cierto tiempo y de tener otra disponible en casa. La limpieza de las placas de gas resulta más ardua y engorrosa que la del resto. Los mandos no están integrados, con lo que se complica más su limpieza y es más fácil que se acumule suciedad a la que es difícil acceder. Tienen que pasar inspecciones periódicas.

De gas-cristal. Se diferencian de las anteriores en que su base no es metálica, sino de vidrio o similar. Resultan más estéticas y modernas, pero poseen las mismas ventajas e inconvenientes que las tradicionales de gas. Son más caras 

Recomendaciones del lavavajillas

El lavavajillas, es conveniente tener presente una serie de indicaciones y consejos para un buen mantenimiento y un correcto empleo: Antes de poner en funcionamiento el aparato es conveniente verificar tanto el nivel de sal como de abrillantador. También resulta fundamental dosificar el detergente para el lavado. Es recomendable ubicar las piezas de la vajilla en el interior del lavaplatos atendiendo a las indicaciones de colocación de su propio fabricante. Si se opta por lavar cubiertos de diferentes materiales, la fórmula más indicada consiste en introducir cada tipo en una cesta distinta, evitando que éstas se toquen entre sí. Así, es aconsejable que el acero inoxidable y la plata no estén juntas. Aparte, con la cubertería de plata hay que prestar atención y sacarla antes de que el lavaplatos inicie el proceso de secado. Mientras que la cubertería es recomendable ubicarla en el interior del cesto con el mango hacia abajo excepto los cuchillos, con los que hay que tener especial cuidado, la cristalería precisa un especial cuidado en su colocación, evitando posibles ralladuras en las diversas piezas a lavar. También requiere especial atención que ningún utensilio largo y dispuesto de forma vertical tenga contacto con el aspersor.

Otro buen consejo consiste en colocar los complementos y utensilios de plástico en la zona superior del lavaplatos, y siempre lo más alejados posible de la resistencia. Por su parte, las cazuelas e instrumentos metálicos pueden ir situados perfectamente en la parte inferior. En caso de poseer tanto una cristalería como una vajilla delicadas o incluso decoradas, la recomendación más acertada es llevar acabo, previamente, una prueba con una sola pieza, y observar si existe algún tipo de desperfecto. Por otro lado, si la pieza en cuestión está pintada de forma artesanal o se trata de porcelana antigua, lo más indicado es no lavarla en el lavavajillas.

Antes de introducir los diferentes objetos y utensilios de cocina es conveniente eliminar los restos de comida y aclarar todo. El lavaplatos tiene la opción de prelavado para evitar que la suciedad quede reseca. En el apartado del detergente, la mejor opción consiste en emplear su dosificador o pastillas y en evitar que se esparza por encima de la vajilla y la cubertería. A la hora de sacar los objetos ya limpios, el proceso más efectivo es empezar por la parte inferior, por la sencilla razón de que así se evita el goteo de la parte superior. En referencia a la limpieza y mantenimiento del electrodoméstico propiamente dicho resulta fundamental llevar a cabo una limpieza periódica, con un producto específico para la limpieza del lavavajillas. Además, tampoco hay que olvidar limpiar el filtro incorporado del lavaplatos.

Limpieza del congelador vertical

¿Descongelar o no?

Muchos congeladores modernos no necesitan descongelación, pero pagarás por no haber descongelado nunca. Los frigoríficos con descongelación automática gastan un 35% más de energía que los modelos similares de descongelación manual. El ciclo de autodescongelación absorbe humedad de los alimentos congelados y eso puedo afectar negativamente a su calidad. La descongelación manual debe hacerse cuando el hielo tenga 5mm o cuando se acumule en las espirales del compresor. 

Al descongelar debes:

- Apagar antes de descongelar, por el congelador en el 0 y desenchúfalo.

- Vaciar el contenido. Saca toda la comida del congelador. Déjala en recipientes con hielo mientras descongelas y limpias el congelador.

- Derretir el hielo. Deja abierta la puerta del congelador hasta que el hielo se derrita de forma natural (asegúrate de cubrir el suelo con periódicos que absorban el agua y el hielo fundido) y añade agua caliente para acelerar el proceso. Pon ollas de agua templada en la pila para derretir el hielo, o utiliza el aire caliente de un secador de pelo, pero siempre con mucha precaución. Cuando el hielo se derrita absórbelo con una esponja, papel de cocina o paños de limpieza.

- Limpiar. Cuando no tenga hielo, limpia el interior con una pasta suave de bicarbonato de sosa y agua. Humedece y seca con un trapo limpio. La sosa absorbe los olores persistentes y elimina los residuos de los alimentos. Si es preciso, lava las baldas o cajones del congelador en agua templada con jabón. Sécalas a fondo antes de volver a colocarlas.

- Conectar la energía. Cierra la puerta del congelador, enchufa y pon en marcha. Déjalo 15 minutos al menos antes de volver a colocar la comida. 

 

IMPORTANTE

Ser cuidadoso. No uses picahielos ni cuchillos o instrumentos cortantes para quitar el hielo de las paredes del congelador. Cualquier desliz puede dañarlo, y también a ti.

Actuar con seguridad. Si usas un secador de pelo ten mucho cuidado con las descargas eléctricas. El secador no puede estar en contacto con los charquitos ni le pueden caer gotas de agua.

No usar jabón. No laves las paredes del congelador con agua jabonosa. El jabón es difícil de aclarar y los residuos de jabón pueden afectar al sabor de los alimentos.

OCU feed de noticias

Nuestra independencia, tu garantía. Comparar productos, ayudarte a elegir, a reclamar, a defenderte… Nuestro objetivo es hacerte más fácil la vida.
  • Se anuncia la puesta en marcha de un plan por el que la industria alimentaria deberá reducir en un 10% el contenido de azúcares en sus productos. En OCU llevamos tiempo luchando por implementar esta medida a través de la campaña menos azúcar, más sanoy celebra esta decisión del Gobierno, pidiendo que se haga efectivo lo antes posible. 

  • El Ouishare Fest 2017, el congreso sobre economía colaborativa que recientemente ha tenido lugar en Barcelona, ha puesto de manifiesto los retos a los que se enfrenta el nuevo ciudadano empoderado por la tecnología que ha logrado cambiar hábitos de consumo, comportamientos y hasta la organización de la sociedad. OCU estuvo allí y los retos no son pocos.

Noticia del canal no encontrada